¿Por qué adquirir una garantía de calidad para tu vehículo?

Si hay algo que de seguro te brindara una garantía de calidad para tu vehículo es seguridad. La seguridad no es negociable, eso lo sabemos muy bien, por esa razón, nos tómanos muy enserio y con mucha responsabilidad el privilegio que tenemos para infórmate sobre todos los detalles que debes conocer al momento de pagar por una garantía legal de conformidad de vehiculos usados. Al vivir en mundo en constante movimiento debemos estar preparados para eventos negativos que pueden perjudicar nuestros bienes, pero ¿Cómo prepararse? La mejor manera es proteger nuestros activos.

Un bien activo que debes proteger y que está muy expuesto a daños o averías por efecto de ensamblado o fabricación son sin duda los vehículos, ya sea por vandalismo, robo o intento de robo, asegúrate que tu vehículo este protegido, de esta manera, podrás tener la confianza y la tranquilidad de tener una garantía que avale por ti en daños que escapan de la responsabilidad que como consumidor o comprador posees al adquirir un vehículo del fabricante de cualquier marca.

Lo que aún no sabes de las garantías vehiculares

El error más común entre los consumidores es creer que todas las garantías y servicios post venta de vehiculos segunda mano cuentan con una cobertura completa y sin límites, sin embargo, no es así. La realidad es que incluso la garantía legal impuesta por la ley posee ciertas limitaciones y cláusulas, por ejemplo, su propia duración de dos años es una limitante. El beneficio de esta garantía legal cuenta con el beneficio de cubrir a todo el vehículo y sus partes, no obstante, al finalizar los dos años de garantía se pierde este beneficio absoluto y el consumidor entra dentro de las políticas del fabricante. En ese momento, se pasa a una garantía comercial que está sujeta a cambios, cláusulas y limitaciones adicionales.

Las garantías ofrecidas por el fabricante son garantías comerciales que están sujetas a cláusulas que en parte limitan la cobertura de la garantía a ciertas partes del vehículo, de acuerdo, al tipo de falla o defecto que posea, por ejemplo, algunos fabricantes limitan sus garantías a cierto sistema de los vehículos y, otros no, ya sea el sistema mecánico, eléctrico y demás. Y por supuesto, estas fallas o defectos son estrictamente fallas que deban su origen en la fabricación o ensamblado del vehículo. No obstante, los desgastes por uso como neumáticos, pastillas de freno, aceite entre otros, son responsabilidad del comprador responder por el mantenimiento y reparación de los mismos.

Beneficios de adquirir una garantía para tu vehículo

En este aparto nos concentraremos en los beneficios que incluyen las garantías legales y las garantías comerciales en términos generales de todo vehículo, de esta manera, sabrás la clara diferencia que se encuentra entre ambas garantías.

Garantía legal

Cobertura total por defecto de fabrica

Garantía con dos años de duración

Garantía comercial

Cobertura en estos casos:

Fallas del sistema mecánico o eléctrico del vehículo

Sustitución de vehículo o cambio para movilidad

Vandalismo, robo o intento de robo

Falla del sistema de combustible, combustible inservible o falta de combustible

Accidente de trafico

Olvido de llaves, ruptura de llaves o perdida

Servicio técnico de asistencia en la carretera o domicilio, por reparaciones menores como problemas de combustible, neumáticos y demás.

Servicio de remolque hasta domicilio o taller para reparación inmediata del vehículo, de acuerdo a la gravedad del daño

Servicio de aparcamiento o garaje para estacionar el vehículo (si es necesario)

Asistencia y servicio técnico de forma remota

Fallas de neumático ya sea por perdida de válvulas, tornillos, pinchazo o vandalismo.

 

¿Alguna desventaja o limitación?

Si bien es cierto que la garantía legal de tu vehículo cuenta con dos años de cobertura total de protección a todo el vehículo y, además, sin límites de kilometraje, lo cierto también es que, esta cobertura también cuenta con limitaciones ¿limitaciones?, Así es, cada garantía, aunque que sea obligatoria debe contar con ciertas cláusulas para poder ser habilitadas, de esta manera, se mantiene la legalidad y la transparencia de todo el proceso de compra venta de todo bien de consumo.

Entrando en materia la garantía legal obligatoria de tu vehículo no podrá ser habilitada en estos casos:

Averías o daños inducidos por mal uso o manejo del vehículo

Cualquier acción que pueda catalogarse como mala práctica de uso indebido que lleven al carro o vehículo a sufrir alteraciones pequeñas o graves de su estructura no podrán ser cubiertas por la garantía legal.

Alteración o modificación del vehículo

Cualquier transformación o cambio ajeno que le realices al vehículo no será abarcado por la garantía, además, si dicha transformación constituye a un riesgo o daño al bien puede incluso contribuir a la pérdida total de la garantía para sus efectos.

Uso del vehículo carreras o eventos deportivos

Si el vehículo es usado para carreras o cualquier evento deportivo de competencia la garantía lamentablemente quedara anulada permanentemente.

Siniestro total

Si el vehículo al pasar por un proceso de reparación es declaro a efectos de siniestro total o perdida total la garantía pierde validez.

Avería o daño medioambiental

Si el vehículo sufre un daño pequeño o grave por efectos de fenómenos climatológicos la garantía queda sin efecto.

Comparte este post....Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin